La ciencia detrás de la acupuntura

 

¿La acupuntura funciona de verdad? ¡Claro que si! Que vamos a decir nosotros como terapeutas en Medicina Tradicional China, ¿verdad? Pero aunque los resultados en nuestra consulta lo avalan, preferimos hacer hablar los estudios científicos que lo hacen también.

 

De hecho después de la campaña “pseudociencias” aquí en España, hemos creado un apartado en nuestra web en la que ofrecemos diferentes estudios respectivos tanto a los tratamientos de acupuntura como de nutrición y otras disciplinas.

 

Entendemos que el concepto de poner finas agujas a lo largo del cuerpo puede parecer extraño, pero a parte que atrae a muchas personas, después de todo la acupuntura lleva más de 2.000 años practicándose y se ha extendido por todo el mundo. Nuestro sentido común nos dice que tan inefectivo no puede ser.

 

La acupuntura tiene su raíz en la Medicina Tradicional China que está basada en la idea de crear una armonía en el cuerpo. En el caso ideal para prevenir enfermedades. Por eso los antiguos médicos chinos recibían su retribución cuando el “paciente” estaba sano y cuando enfermaba dejaba de cobrar. Pero hoy día la mayoría de las personas suele acudir al acupuntor cuando ya se ha instaurado un desequilibrio y ha aparecido el trastorno.

Esa armonía se consigue en el equilibrio de las dos fuerzas opuestas Yin y Yang. Yin, la fuerza nutriente, material, receptiva y protectora y Yang la fuerza energética, dominante y defensora. La circulación entre estas dos energías crea el Qi. Un concepto más allá de “la energía” puesto que existen varios tipos de Qi.

 

La acupuntura cobra cada vez mayor interés

La práctica de la acupuntura en occidente ha aumentado importantemente desde el año 2.000 y se estima que las personas formadas en Medicina Tradicional China o solo acupuntura se han duplicado. Pero pese a este incremento de interés, la ciencia todavía está un poco por detrás además de haber una falta de entendimiento en el público no-médico.

 

Mientras que los puntos que trata un acupuntor parecen ser usados de manera aleatoria, los investigadores han descubierto que los puntos de acupuntura están repletos de estructuras neurovasculares. Esto conlleva que la inserción de una aguja en este punto específico por ejemplo en la pierna puede causar una reacción en un ojo.

 

Perspectivas diferentes

Precisamente por su impacto de alto alcance y su aplicación médica, resulta interesante investigar en dicho campo. La mayoría de los estudios se aplican en Estados Unidos y por supuesto China, donde los hospitales universitarios llevan a cabo cuantiosos estudios. Pero el quid de la cuestión es que los paradigmas son completamente diferentes. Mientras en la medicina convencional se suele tratar un problema específico, en la Medicina Tradicional China se trata más bien de buscar la raíz de ese problema o de investigar como funciona y donde falla ese motor.

 

El terapeuta en Medicina Tradicional China por ejemplo observa detenidamente al paciente, como respira, como habla, su postura, su color de cara, como interactúa con su alrededor para determinar un tratamiento que hace que el cuerpo funcione más efectivamente. Si nos comparamos con una planta, nos podemos imaginar que hay diferentes factores que influyen sobre esa planta: el agua, el sol, el suelo y dependiendo de donde está la planta y que nutrientes recibe, así será más grande, más lustrosa y más fuerte.

 

El lenguaje del acupuntor es similar y en la clínica se suele seguir ese modelo de enlazar las fuerzas mayores y sistemas, aunque los mecanismos de la práctica sean muy concretos.

 

Durante mucho tiempo (y sospechamos que todavía hoy día) el acupuntor era visto como un animal raro al que la medicina convencional miraba con soslayo. Pero el estudio más detallado de esta práctica demuestra porque y cuando funciona la acupuntura y en algunos casos se ha podido formar un enlace entre ambos paradigmas.

Acupuntura y fertilidad

La Fecundación in Vitro (FIV) a veces es la mejor opción para parejas que quieren tener descendencia, pero luchan por ser fértiles. Los procedimientos de reproducción asistida (RA) son caros y cada ciclo tiene una cuota de éxito de alrededor del 40-50% para pacientes menores de 35 años y bajando a medida que sube la edad. Los pacientes de RA pueden someterse a varios ciclos hasta conseguir un embarazo. Así que no es ninguna sorpresa que existe un gran interés por la medicina tradicional en general y la acupuntura en especial para aumentar las probabilidades de un tratamiento exitoso.

 

En una revisión de pruebas comparativas al azar publicada en la prestigiosa revista especializada Fertility and Sterility en 2012 los investigadores comprobaron que la acupuntura en procesos de FIV podría mejorar las tasas de embarazo y nacimientos. Además existen cientos de estudios relacionados con dichos procedimientos utilizando la acupuntura mejorando el éxito de fertilizaciones.

 

Dicho de una manera menos clínica y volviendo a una analogía natural – aunque la acupuntura no puede ser utilizada para plantar la semilla, es decir para implantar el óvulo fecundado, si que puede crear un terreno fuerte para que dicha semilla pueda crecer. Eso se hace incrementando el flujo sanguíneo y mejorando el terreno digestivo aumentando la probabilidad de un embarazo sano

 

Para saber más sobre la aplicación de la acupuntura en tratamientos de Fecundación in Vitro (FIV) o mejorar la fertilidad de manera natural, siga leyendo aquí.

Acupuntura y dolor

Pero la acupuntura también ha sido probada en otras areas, así como para reducir el dolor y potencialmente mejorar el sistema inmune en pacientes sufriendo enfermedades crónicas. En algunos casos donde la única vía es la intervención médica significante, la acupuntura puede ayudar a aliviar algunos de los efectos secundarios. Ya en 1997, hace más de 20 años, el Instituto Nacional de Salud americano (NIH) encontró la evidencia que la acupuntura es efectiva en tratar los efectos secundarios del posoperatorio y la quimioterapia. Mientras que la acupuntura no se utiliza para tratar el cáncer, si se puede para mejorar sus efectos adversos, por ejemplo. Esto les ayuda a los pacientes a llevar mejor su enfermedad y eventualmente reducir medicamentos para el dolor.

 

Es conveniente hacer uso de la acupuntura antes de que el dolor se cronifique, ya que como hemos mencionado en sus orígenes es una medicina que es muy efectiva en prevenir enfermedades y puede ayudar a que se aseveren ciertos trastornos e incluso reducir la probabilidad de intervenciones más serias en el futuro. Para las personas que utilizan la acupuntura para ayudar con la concepción, el tratamiento del dolor, insomnio, trastornos digestivos u otros casos pueden  dar fe de la gran diferencia.

 

Riesgo y recompensa de la acupuntura

No nos vayamos a mentir, la acupuntura viene con algún riesgo. Siempre puede ocasionar algún hematoma en los puntos tratados y siempre ha de ser aplicada por profesionales formados rigurosamente en ello.  Aún así es extraordinariamente raro encontrarse con heridas graves.

 

Pero en vez de enfocarnos en los efectos adversos más bien improbables, preferimos advertir de no caer en la tentación de pensar que la acupuntura es un “curalotodo” o mejor que otras terapias. Cada persona tiene un nivel de reactividad diferente y cada caso es distinto. Lo ideal es que la persona vaya con expectaciones realistas cuando vaya a cualquier terapeuta y no espere una sanación milagrosa. La naturaleza a veces necesita su tiempo y dependiendo del caso hay que darse a si mismo ese tiempo. Entre más madera pongamos al fuego, mejor será el resultado. Así no se trata solo de dejarse poner unas agujitas en el cuerpo, sino de escuchar las recomendaciones del terapeuta y por supuesto seguirlas. A veces hay que cambiar el estilo de vida, la dieta o también las emociones. Si lo que sientes cambia, tu sentido fundamental de quien eres también puede cambiar. Así que se puede intuir que no solo se trata de pura ciencia de que si la acupuntura funciona o no, sino de mucho más.

 

Aún así no creáis nada de lo que decimos aquí: os ofrecemos el apartado de estudios para investigar por vuestra propia iniciativa y haceros vuestra propia opinión.

 

Resumen
Acupuntura & Ciencia
Nombre del articulo
Acupuntura & Ciencia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.