7 sencillos consejos para mejorar tu salud



En esta ocasión hablaremos de las maneras sencillas y rápidas que existen para mejorar tu salud. Si quieres en pocos minutos puedes solamente tomando una serie de pequeños consejos o pequeñas advertencias o cambiando pequeños hábitos o modificando algunas de sus conductas pueden mejorar tu salud notablemente, tu salud física y sobretodo tu salud psíquica. Te daremos 7 consejos. Si sigues estos 7 consejos seguro que notaras una mejora importante en su salud.

Come frutas y verduras en cantidad para mejorar tu salud

Uno de los consejos que mas repetimos en la consulta es aumentar la ingesta de frutas y verduras. Estamos acostumbrados a comernos un poco de ensalada antes de las comidas o poner una cucharada de verdura como acompañante en el plato. Primero que las ensaladas suelen ser de lechuga y es una de las verduras que menos contenido en nutrientes tiene. Y segundo que habría que acompañar la verdura con algo mas y no al revés. Intenta que mas de la mitad de tu plato contenga verdura. Si es posible verdura de calidad, es decir recién cogida del campo y/o ecológica y densa en nutrientes.

Como regla general se puede decir que entre mas oscura y colorida sea esa pieza de verdura mas densa en nutrientes es. Así una lechuga o un pepino que tienen colores muy claritos, tienen muy pocos nutrientes. Y una remolacha o unas espinacas que tiñen nuestro plato de un color fuerte, tienen muchos nutrientes. Para las frutas existe la misma regla. Las bayas, por ejemplo que son de color rojo oscuro/fuerte tienen una cantidad increíble de antioxidantes. Los melocotones y albaricoques mucha vitamina A. Las manzanas, aunque su carne sea mas bien incolora (la excepción demuestra la regla! 😉 ) contienen fibras solubles muy beneficiosas para tu tracto intestinal. ¡Así que hazte verde y colorido para mejorar tu salud!

verdura-ecologica-flickr

Consume ecológico para mejorar tu salud

Comienza a consumir comida orgánica.  La comida orgánica es aquella que está libre de compuestos químicos. Ya sea en la agricultura en función de pesticidas, abonos químicos o organismos genéticamente modificados  como en la ganadería en función de antibióticos y otros medicamentos, hormonas de crecimiento, etc. Sus procedimientos de creación son respetuosos con la naturaleza. Y muy importante también es que nuestro organismo está bastante más preparado para recibir esa alimentación libre de todo ese tipo de componente químicos.

Las hormonas de crecimiento que se utilizan en la ganadería pueden provocar alteraciones endocrinas, los antibióticos resistencia, los pesticidas en la agricultura pueden provocar acumulamiento de metales pesados en nuestro organismo. Y las frutas y verduras normalmente no son cogidas en su punto óptimo de maduración, sino se almacenan durante semanas y semanas en los grandes almacenes. Un vegetal o una fruta desarrolla el 80% de sus nutrientes (vitaminas, minerales, etc) en el último 20% de maduración.  No pretendemos que de la noche a la mañana empieces a comprar solo comida orgánica, pero date la oportunidad de hacerlo lo mejor posible dentro de tus posibilidades. Y de vez en cuando dale a tu organismo la posibilidad de saborear ese tipo de alimentos y él te lo agradecerá. Puedes mejorar tu salud de manera fácil.

 

Haz ejercicio regularmente para mejorar tu salud

Hacer ejercicio regularmente es fundamental para mantenernos vitales y saludables. El ser humano no está creado para estar sentado durante tanto tiempo. Estamos hechos para andar, correr, movernos…. Los beneficios del deporte para la salud son diversos. Entre otros muchos más específicos en general hacer deporte ayuda a tener un corazón que funcione eficientemente, controla la diabetes, regula los niveles de colesterol y triglicéridos, mejora la circulación, equilibra la presión sanguínea y por supuesto que reduce los niveles de estrés. También ayuda a bajar peso, tonificar los músculos y fortalecer los huesos. Aporte energía positiva, disciplina y ayuda a crear una buena auto-estima y respeto mutuo.

Cada persona tiene que experimentar sus propios límites, ya que cada persona es un mundo y no a todos nos va bien el mismo tipo, intensidad y tiempo de ejercicio. Lo que si es igual para todos es que sea una actividad que hagamos de manera regular. Que nos busquemos nuestros 3-4 días a la semana para mover nuestro cuerpo. Al que le sienta bien, por supuesto puede hacer mas. Pero en el momento en el que nos sentimos peor después del ejercicio que antes y cuando a la larga aparecen dolores (normalmente articulares), tenemos que reducir o cambiar el ejercicio. Así que ¡encuentra ejercicio que mas te guste para mejorar tu salud!

 

¡Sal a la calle!

Muy relacionado con el punto anterior es este. ¡Sal la calle! Solemos tener una vida muy enclaustrada estando mucho tiempo en casa o en el trabajo – en resumen: entre 4 paredes. Al menos la mayoría de nosotros. Pasamos mucho tiempo en sitios en los que no nos da ni el sol ni el aire. Nuestras nuestras pieles están muy blancas, no es normal que el hombre sea tan blanco.

Al estar continuamente metidos en sitios a la sombra y con luz artificial esto influye considerablemente en nuestra psique, nuestros huesos, nuestras hormonas. Estamos diseñados para vivir principalmente en exteriores y que el sol bañe nuestro cuerpo. La vitamina D que se produce con el sol, ayuda a regular correctamente las funciones de nuestro organismo. Cuando carecemos de exposición solar se reducen notablemente los niveles de vitamina D.

Si estas tomando el sol solo un rato no uses un protector solar (al menos que tengas una piel hiper-sensible). Intenta exponer la mayor parte posible de tu cuerpo sin protector solo unos 10 minutos al día. Freírse como una lagartija horas y horas al sol tampoco es bueno, pero 10 minutos al día no suelen ser demasiado dañinos, pero los efectos beneficiosos los notarás al instante. Enseguida tu ánimo mejorará y notarás una mejora en tu gestión energética.

sungazing-wikipedia-550x309

Conecta con la naturaleza

Este punto también está muy relacionado con el punto anterior. Ya que sales, intenta al menos una vez a la semana que sea un entorno natural. Que haya árboles, un río, una montaña, una playa. Si estás en la playa anda con los pies descalzos por la arena durante un tiempo. Báñate en el mar y estáte un buen tiempo remojado en esa agua tan milagrosa para nuestra salud. Si estás en la montaña o en otro entorno rural y/o natural, date un buen paseo, abraza un árbol, coge unas hojas o ramas del suelo y entra en contacto con la naturaleza que te rodea. En ambos casos respira profundamente. Tanto los iones del mar como el oxígeno puro de la montaña son de lo mas beneficioso para nuestra salud.



La naturaleza emana una energía que ningún cubículo apestado de ondas electromagnéticas y contaminación aérea, acústica y de vida puede darte. Nosotros somos naturaleza y necesitamos el contacto con la naturaleza. Venimos del mar – hace muchos millones de años. Hemos estado viviendo en cuevas durante muchos miles de años. Llevamos viviendo muy poquitos años en casas y menos todavía en un entorno tan enajenado de la tierra. Así que date la oportunidad de mejorar tu salud y salir al menos una vez a la semana  para volver a llenarte de energía de la naturaleza.

 

Contaminación electromagnética

Acabamos de mencionarlo un poco y es consecuencia del punto anterior. Sobre todo por la noche no situes tu cama rodeada de cables o elementos electrónicos. Habrás notado que tu cama tiene alrededor un montón de enchufes, cables etc., incluso puede ser que duermas con el móvil encendido con el GPS, el bluetooth y el wifi activado en la mesita de noche. El emisor wifi por supuesto lo dejas encendido. Estos elementos crean un campo magnético que afectan claramente nuestra biología humana. Este campo electromagnético dificulta considerablemente los procesos que tienen las células para el intercambio de información.

No solemos notar esta contaminación electromagnética, pero incluso hay estudios que demuestran que afecta nuestra fertilidad y nuestros procesos cerebrales. El descanso regenerador es una de las cosas fundamentales para tener una buena salud. Intentemos que nada moleste este descanso y por lo menos durante la noche no estar expuestos a esta contaminación. Sabemos que no podemos quitar el el wifi del vecino, pero para mejorar tu salud lo que está en tu mano, si lo puedes apagar.

 

Agua

¿Estás bebiendo el agua adecuada? El agua del grifo si bien es mucho más barata, quizás no sea el agua mas adecuada. Las depuradoras de las ciudades le añaden, en no pocas ocasiones, químicos agresivos cuando esas aguas no vienen en buenas condiciones. Con ello supuestamente mejoran la calidad de dichas aguas y las hacen salubres, pero tal vez no son tan buenas para tu organismo aunque a niveles oficiales tu organismo sea capaz de procesarlas. Claro, en salud natural hay que ver los procesos anteriores a la enfermedad y miramos mucho mas sutil.

El agua embotellada en muchas ocasiones no es de manantial como nos cuentan. Es un agua procesada y así mismo en otras ocasiones aun cuando sea de manantial tiene una importante cantidad de flúor. Mucho se ha dicho del flúor y si no sabes que hay detrás del flúor te lo contaré brevemente. El flúor produce en el organismo una serie de efectos negativos como por ejemplo desmotivación, apatía, falta de energía. Y podríamos decir que el flúor en nuestro organismo produce un efecto que se puede denominar como la reducción de nuestra resistencia frente a la dominación, nos hace dóciles.

Así recomendamos que busques aguas carentes de flúor. Lee bien las etiquetas y asegúrate que como ingrediente solo ponga “agua”. Quizás te sorprendas leer en algunos casos “bebida acuática” y junto con el agua como ingrediente otros ingredientes mas… El agua de manantial con poco residuo seco (ver la etiqueta) es el agua adecuada. Si no quieren cargar con kilos y kilos de agua desde los supermercados, lo que puedes hacer es lo siguiente: existe una serie de purificadores de agua de bajo costo. Esos purificadores de agua eliminaran gran parte de esos componentes químicos que a tu organismo no le sientan muy bien. Hay muchas discusiones sobre este tema, pero hay infinidad de información también. Así que infórmate, prueba, lee etiquetas y haz tu propia experiencia, pero conciénciate con la calidad de tu agua!

agua

Y uno de regalo:

Sal

Evita comprar sal común con flúor. Los alimentos funcionales (alimentos enriquecidos con vitaminas o  minerales sintéticos) están de moda y generalmente la gente piensa que se está haciendo algo bueno. Pero esta sal – ya tenga flúor o yodo – es una sal sintética. Si además le sumamos el antiaglomerante tendremos como resultado una  auténtica monstruosidad.

Y respecto al flúor es lo mismo que ocurre con el agua. Muchos de los antidepresivos que existen en el mercado incluyen un componente que se llama fuoxetina y es un derivado del flúor. Este componente reduce nuestra resistencia a la dominación, nos vuelve dóciles y les aseguro que hay muchas personas interesadas en que seamos dóciles.

La mejor sal es la sal marina no refinada. Esta proviene directamente del mar con todos sus minerales y oligoelementos. Elementos necesarios para crear vida y mantener la salud. Los oligoelementos también llamados elementos traza, porque se encuentran en cantidades ínfimas, pero tan importantes para el metabolismo celular que la falta de ellos puede impedir que ciertos procesos vitales se produzcan. Así que usa sal marina sin refinar y evita las sales con aditivos.

sal-marina-natural

 

Esperamos que tomes consciencia de tu situación actual para mejorar tu salud, ya que en ella está en parte la felicidad y el bienestar. Son consejos que no son difíciles de seguir y no proponemos llevarlos a rajatabla todos de ellos, pero si hacerlo lo mejor posible y lo que esté en tus manos.

Si te ha gustado: ¡comparte y comenta!

7-sencillos-consejos-para-mejorar-tu-salud



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.